domingo, 22 de enero de 2012

Una capa y una toalla.

Este mes bautizamos a Mateo y os quería enseñaros la capita y la toalla que utilicé para el acontecimiento.


La capita tiene unos cuantos años, pues era de cuando bautizaron a mi madre. Está hecha en crespón, con una bonita puntilla y bordada toda alrededor...

Os enseño los detalles de los bordados y de la puntilla de los bordes de abajo y de la capucha.

Como veis está bordada y unida al cuerpo con una vainica...
La capita ha pasado por muchos bautizos:mi madre, mi tía, mis hermanos y yo, sobrinos, amigos, vecinos..
Es una maravilla y para la familia tiene un valor extraordinario, pues la confeccionó mi abuela y después de los años y los usos está en perfecto estado.
También bordé la toalla de lino; me pasé todo el mes de diciembre bordando las vainicas, tardé tanto pues lo tenía que hacer a ratos,...
El doblado me explicaron que era así, queda mejor recogido, se aprecia el trabajo y así doblan los paños que utilizan en la iglesia.


Lleva una puntilla de valencié, ya que en un principio iba a ponerle una puntilla de bolillos que había hecho yo, pero era demasiado tosca para el trabajo que era "no quedaba fino",. y al final me decanté por esta.



Espero que os haya gustado y os deseo una buena semana.


14 comentarios:

María dijo...

La toalla preciosa Noe y esa capita, que bonito y que ilusión.
Cuidarla porque teneis un tesoro.
Un besazo

Arantxa dijo...

Eres una artista guapa! y de casta le viene al galgo por lo que veo...qué bonito conservar esos tesoros y darles uso. Un besote grande para los tres.

Isabel dijo...

Otra autentica joya para la familia!!! Te ha quedado muy delicado, es una maravilla !.

Un besazo y felicidades a Mateo

Carolina dijo...

Y en directo es mucho mas bonita todavía, menuda joya!!!

Un besote.

Fina dijo...

Pues si que son bonitas las dos cosas!!! ahora dos tesoros familiares!! que suerte tiene Mateo!!

besillos

Olga Cabello dijo...

Un trabajo excepcional. Matero es muy afortunado.

besitos.

Olga

iherba dijo...

Halaaaaaa eso si que es la joya de la corona. Qué bonitooooooo, qué bien conservado. Tus vainicas están acordes con la capa. Un beso y Felicidades por el acontecimiento.

guajira83 dijo...

Una preciosidad tanto la capa como la toallita.Son una joya y ahora la toallita tambien quedará para futuros usos hasta de tus nietos!!!!Besotes y salud para los tres.

M. Santos dijo...

Después de todos los comentarios que recibes ya no sé que decirte. Sólo que soy nueva en esto de los blogs, pero tus trabajos me parecen geniales. También he creado uno y aún no se ni como meter algunas cosas.Un beso y felicidades
Te invito a que visites mi blog: www. entrelavandayromero.blogstop.com

Espe dijo...

Que bonito NOe...pero... vente a Madrid...vente vente vente....el primer curso que hice fue contigo y con la de los rizos....vaaaaaaaaaaaa vente vente ...vente. Delc crio se encarga Jesús jajajaja.

Reyes "El telar de mi abuela". dijo...

Ohh...qué bonito!!!!
Besitos guapa.

Marieta dijo...

Que maravilla, menudo tesoro tenia esperándole Mateo.
Ya me imagino al pequeñin bien guapo ese dia.
Felicidadess
bessss

MAR dijo...

Eres una artista!!! que bonito!!
Un besazo

Nanny dijo...

¡¡Que maravilla, Noe!!. Sois unas artistazas en vuestra familia!. El batón de cristianar -como le decimos en mi tierra- es una preciosidad, y me alegra muchísimo que esté en tan fantástico estado después del tiempo y los usos. Te cuento que la ilusión de mi vida era que mi hija hiciera la Comunión con mi vestido, peeeeero, se ve que los siglos no pasan en balde y está amarillo perdido. Tanto que ni en las tintorerías se atrevían a devolverle el color, y ni siquiera estaban seguros de poder conseguirlo.
Conclusión: me he tenido que ir a comprarle uno.
La toallita es una preciosidad que tendrá Mateo siempre como recuerdo.
En el de mi hija, como aquí los bautizos se hacen 3 veces al año y con todos los niños en plan mogollón, ni toalita, ni concha ni nada: todo lo puso el cura.
¡Ainsss, que rabia!
Bueno, pues eso, que además de bonito, todo lo podrás tener en casa para 'el día de mañana'.
Un besín y sigo la visita.